DAL Comunicación

¿Cómo se cura antes de nacer?

Fecha de Publicación: 09 - 04 - 2014.

Lo que los médicos pueden hacer hoy por los bebés por nacer.

Medicos que curan antes de nacer
En la sede del Centro de Educación Médica e Investigaciones Clínicas, CEMIC del barrio porteño de Saavedra, el doctor Santiago Lippold, Director del Centro de Diagnóstico y Tratamiento Prenatal y Jefe del Departamento de Ginecología y Obstetricia de la institución, cuenta qué puede hacer hoy la Medicina para corregir, intra-útero, algunos defectos congénitos.
Los mismos son una de las principales causas de mortalidad neonatales: están presentes en uno de cada 30 recién nacidos vivos, en uno de cada 10 nacidos muertos, producen 2 de cada 10 muertes infantiles y son motivo de la mayoría de las hospitalizaciones perinatales, según el Estudio Colaborativo Latinoamericano de Malformaciones Congénitas (ECLAMC).

 

Hay algunas anomalías del feto que pueden tratarse, modificarse, curarse prenatalmente. ¿De cuáles estamos hablamos?

 

Dentro de las malformaciones, tenemos las de las vías urinarias, especialmente en fetos masculinos. Son obstrucciones que dañan el riñón. Hay tratamientos que se pueden hacer para solucionar esa obstrucción y evitar la continuación de ese daño. Se hace, fundamentalmente, colocando un catéter intravesical de derivación de la orina al líquido amniótico, y se evita la distensión de la vejiga fetal y con este procedimiento se evita la falta de madurez pulmonar por escasez de líquido amniótico y el daño renal.

 

¿En qué etapas de la gestación se actúa?

 

Es importante aclarar que la indicación de la cirugía requiere de una evaluación detallada para cada paciente. En este caso específico, se interviene lo más precozmente posible. Cuando ya hay daño renal, no se hace. La obstrucción de la vía urinaria se diagnostica mediante ecografía, a partir de la semana 13 de gestación, que es cuando el feto comienza a orinar. De intervenir, se hace entre las semanas 18 a 22, siempre que el feto sea genéticamente normal.

 

Uno de cada 10 bebés es candidato a la cirugía…

 

Sí, eso depende de la patología y el momento en que se diagnostica. Hay casos que son muy graves y no hay probabilidades. En general, son casos intermedios o que recién se inician. Si está muy avanzado no se puede operar, sino sólo hacer procedimientos paliativos.

 

¿Qué otras malformaciones se corrigen desde la panza?

 

La malformación adenomatoide quística de pulmón. En algunos casos, la minoría, puede llevar a una insuficiencia cardíaca por compresión de venas y desplazamiento del corazón. Cuando es quística, se puede colocar, a veces, un catéter intratorácico que deriva el contenido del quiste pulmonar al líquido amniótico. También se opera en casos de teratoma sacrococcígeo -tumor que se forma en la cola del bebé- que pone en serio peligro su vida. Otra anomalía es la hernia diafragmática, que afecta a uno de cada 3 mil fetos, en estos casos, lo que se hace, es ligar la tráquea por fetoscopía y desbloquearla cuando nace el bebé. En USA se está realizando un estudio comparativo para el tratamiento intrauterino del mielomeningocele o espina bífida. En nuestro Centro se realizó y por primera vez, fuera de los Estados Unidos, esta cirugía en 2 pacientes, que actualmente tienen 4 y 3 años de edad.

 

En embarazos gemelares, en los que uno es acárdico -no tiene corazón-, suele suceder que el que está bien, actúa como bomba del otro, y termina con una insuficiencia cardíaca que lo lleva a la muerte. Para esto, lo que se hacer es cerrar la circulación del “feto bomba” al receptor, con lo cual puede desarrollarse normalmente. En embarazos múltiples puede presentarse además, el síndrome de transfusión intergemelar TTTS (de acuerdo a sus siglas en inglés) cuyo tratamiento es también el bloqueo o el cierre, mediante láser, de la circulación a nivel de la placenta de los vasos sanguíneos, que comunican las circulaciones.

 

¿Qué implica para los médicos el cambio de concepción de considerar como paciente además de la madre, a su hijo por nacer?

 

Es un cambio, sin dudas. Hoy, al bebé se lo puede espiar por la ecografía, y saber qué cosas están pasando dentro de la panza. Algunas se pueden modificar y tratar para ayudarlo. Es de esperar que en un futuro cercano se pueda ayudar a estos bebés con nueva tecnología y tratamiento que permita agregar corregir otras anomalías.

 

Laura Zavoyovski

Destacados

Nuestro Hacer

Diana Alvarez

DaL Comunicacion

Migrante de Los tiempos

Municipalidad de San Isidro

Municipalidad de Vicente Lopez

Etc. Magazine Diana Alvarez (Todos los derechos reservados)
Términos y condiciones - Publicidad
Sitio producido por DAL COMUNICACION Rediseno exclusivo de Cubbo