Red Seguros

Las relaciones públicas y la comunicación

Fecha de Publicación: 18 - 12 - 2005.

Un didáctico y valioso informe sobre áreas que son fundamentales para el desarrollo exitoso en el ámbito de lo personal, lo profesional y lo empresarial

¿Son ciencias que se definen en forma individual?, por supuesto que sí, pero deseo clarificarlo mejor y expresar lo que siento al respecto actualmente. Reconozco que en algunos momentos las Relaciones Públicas fueron más fáciles de definir por lo que no son que por lo que deberían ser, y en esto influyó el tan mentado “bastardeo” de la palabra. Una de esas circunstancias, años atrás, me llevó a vincularme con el Consejo de Relaciones Públicas, del cual soy miembro activo desde aquella oportunidad.

Estoy de acuerdo con el concepto que se expresó, ya hace algún tiempo, sobre que “la comunicación institucional y de negocios es el objeto de estudio y de permanente verificación y cambio de una ciencia llamada Relaciones Públicas”. Dada la postura y recordando que, comunicar es poner en común, para quien suscribe, un relacionista público es un comunicador. Por supuesto que este concepto parte de una visión más actualizada de la profesión, acorde con los cambios e intercambios permanentes por los que ha pasado cada uno de los componentes de grupos, de la sociedad y el mundo en forma integral, en el marco de valores éticos.
Se puede también conceptuar que las Relaciones Públicas son un conjunto de acciones que se determinan tomar, a partir de una investigación pertinente y a través de la comunicación, escrita, oral y toda forma de comunicación, en el marco de trabajos previamente organizados e implementados para lograr la comprensión y la adhesión del público. El objetivo será conseguir una imagen positiva de la empresa, compañía o institución, frente al público y la sociedad, a los cuales brinda sus productos o servicios y los mensajes en particular.
Debo enfatizar que no se ocupan de intentar ver, a través de “algún clip especial” como reacciona el público, con métodos no-científicos y anti-éticos, transmitiendo una “supuesta noticia”, cuando por el contrario, se trata de publicidad. No se ocupan de repartir copas de champagne y souvenirs en los eventos. Tampoco se ocupan de “elaborar excusas pueriles y fuera de tiempo”, cuando pueda sobrevenir una crisis. Mucho menos se ocupan de contratar escorts para amenizar eventos especiales. En definitiva sí se ocupan de la planificación, management o gerenciamiento, construcción y auditoría del mensaje público de las organizaciones, empresas, instituciones.

Las tareas que sí ocupan a los profesionales deberán realizarse en forma coordinada, sistemática y permanente, con el foco puesto en el entorno sobre el que se está trabajando, (público interno y externo) sin perder de vista la competencia y las reglas de juego del sistema. Debe haber coherencia y congruencia entre lo que se dice y lo que se hace, entre lo que se ofrece y lo que se entrega (producto final), si bien esta expresión es el ABC del Liderazgo, no por concepto supuesto hay que dejar de enfatizarlo.
Al expresar público interno me refiero a todo el personal (técnico, administrativo, obrero, de maestranza), es muy importante que todos están consustanciados con el proyecto que se lleva adelante, con el debido COMPROMISO. Esto se logrará en tanto y en cuanto se ejerzan las tareas de conducción, coordinación y/o dirección, tendientes a lograr prima facie, lo que el experto escritor y consultor Peter Senge en su libro “Quinta Disciplina” mencionara como “visión global compartida”, todos mancomunados detrás del proyecto. No debería olvidarse que “el ser” está por encima de cualquier rol, la gente, el público interno y externo, el pueblo, el SER con mayúsculas.
¿Esto se puede lograr?, claro que sí, como lo realizaron tantas empresas de primer nivel en el mundo. Nunca debemos perder de vista que todos y cada uno de los que conformamos la empresa, institución, organización, sociedad, en cada caso, y dentro de cada círculo, somos un eslabón con la misma importancia. El resultado final dependerá de la actitud que adopten los responsables de la conducción hacia los que conforman la empresa o institución, es muy importante ejercitar la flexibilidad, para poder reaccionar rápidamente y cambiar o desviar el rumbo en el caso en que puedan surgir imponderables, los cuales deben ser previstos.

Sarita Vigna


Sobre la autora

Profesional de Relaciones Públicas, Prensa y Difusión, entrenada en las más actualizadas técnicas para el desarrollo de su actividad.
Responsable del área de Relaciones Públicas y Prensa del Museo de Arte Hispanoamericano “Isaac Fernández Blanco” de la Secretaría de Cultura del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.
Docente especialista en Comunicación y Relaciones Públicas.
Miembro activo del Consejo Profesional de Relaciones Públicas.
Directora de Sarita Vigna y Asociados, dedicada a la realización de campañas de prensa, conferencias de prensa, presentaciones de libros y otros productos y seminarios de Ceremonial y Protocolo y Capacitación y eventos sociales.
Asesora de imagen, ceremonial y protocolo de personalidades de la política y el ambiente empresarial.

Destacados

Nuestro Hacer

Diana Alvarez

DaL Comunicacion

Migrante de Los tiempos

Municipalidad de San Isidro

Municipalidad de Vicente Lopez

Etc. Magazine Diana Alvarez (Todos los derechos reservados)
Términos y condiciones - Publicidad
Sitio producido por DAL COMUNICACION Rediseno exclusivo de Cubbo